Los ciclos de la Luna y cómo trabajar con ellos

La luna siempre nos ha influenciado de una u otra forma y es por eso que tener en cuenta sus ciclos es muy importante, además porque al entrar en armonía con ellos también podemos potencializar la energía que se quiera trabajar. Hay cuatro ciclos importantes dentro del gran ciclo lunar que dura 28 días y cada uno tiene sus particularidades, la energía de la luna llena no es la misma que la de la luna nueva y conocer esas diferencias nos puede ayudar mucho.

De hecho en la cultura popular y desde la antigüedad, la humanidad siempre ha tenido en cuenta las fases de la luna para la agricultura, la pesca y otras actividades del diario vivir. Por eso aquí te cuento cuáles son los 4 ciclos más importantes de la luna y cómo se puede trabajar con ellos.


Luna Nueva

luna llenaLa luna nueva que se conoce también como novilunio, se reconoce porque es el momento en el cual la luna no se ve en el cielo. Este ciclo es especial para los comienzos, para sentar nuevas bases para lo que queremos, por ejemplo se pueden hacer rituales que involucren el inicio de algo o también la finalización ya que su energía es de corte, de cerrar puertas y abrir unas nuevas que nos traigan más posibilidades.


Cuarto Creciente

cuarto crecientePara reconocer esta luna de forma fácil se puede tener en cuenta el ciclo anterior ya que si fue una luna nueva significa que la luna está creciendo, otra forma es ver si la luna está creciendo hacía arriba. La energía a trabajar aquí es la consolidación de proyectos, la creatividad y lo que indique crecimiento, es la oportunidad para llevar a cabo las acciones necesarias para lograr lo que se propuso en la luna nueva.

Te puede interesar:  Astro DIY #8: Las doce casas en astrología

Luna Llena

luna llenaLa luna llena que también se conoce como plenilunio, se reconoce fácilmente porque es el momento en el cual la luna está más iluminada y se ve por completo. Esta es la luna que tiene más fuerza para trabajar cualquier aspecto, de hecho en la magia es el ciclo con el cual más se suele trabajar. Su energía sirve para todo lo relacionado con la abundancia, el trabajo y ver los frutos de lo que se hizo en las otras fases.


Cuarto Menguante

cuarto menguanteEn este ciclo lunar que viene después de la luna llena se trabaja todo lo que esté relacionado con soltar y dejar ir, por ejemplo soltar hábitos, relaciones o lugares que ya no nos hacen bien o que no contribuyen para nada en nuestra vida. Si bien en esta luna no se trabaja con mucha frecuencia y su energía no es tan poderosa como la de la luna llena por ejemplo, si es muy efectiva cuando se trabaja con esa idea de soltar.


Como se puede ver en cada fase hay algo para trabajar y lo más importantes es poder conectarse con esa energía cíclica porque además también nos enseña que la vida es eso, una continua sucesión de ciclos durante los cuales hay un aspecto predominante en el cual se puede hacer alguna labor que nos beneficie.


¿Has trabajado alguna vez con los ciclos lunares? ¿Cómo te ha ido? Házmelo saber en los comentarios.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *