La magia del incienso

El incienso ha estado con la humanidad desde hace mucho tiempo, se han encontrado vestigios de su uso en China, Egipto, India, Mesopotamia, Grecia, Roma entre otros y casi siempre ha estado relacionado con lo sagrado, lo místico y algunas veces lo oculto.

Siempre me ha gustado aromatizar espacios con incienso y me encanta que existan tantas variedades, tantos olores y formas de ser usados pero hay algo más en el incienso que sólo su olor, de hecho se siente su energía, la forma como va limpiando todo lo que su humo recorre, además porque también ayuda a centrarse porque a través del sentido del olfato podemos aquietar los demás sentidos para acallar la mente.

En el incienso hay una magia especial que ha acompañado a la humanidad desde hace miles de años, es la magia de los olores que van llenando una habitación, es la magia del cambio de ambiente que se siente apenas uno lo prende, es el misticismo que llena los lugares por los cuales va pasando. El incienso pone una especie de velo que ayuda a calmar los sentidos y es indudable que también ayuda a limpiar energéticamente, no en vano uno de mis métodos favoritos para limpiar cristales es justamente con esta hermosa herramienta.

¿Cómo usar el incienso?

Creo que la regla numero uno para usar el incienso es que no hay reglas, no hay cosas malas o buenas, sí, hay algunos aspectos de seguridad que hay que tener en cuenta como no dejar muchos inciensos al mismo tiempo descuidados en una habitación, sobre todo si la ceniza cae directamente en un lugar que pueda provocar un accidente, pero más allá de eso no hay normas para usarlo así que daré sólo unas ideas y sugerencias.

  • Cuando sientas que una habitación tiene la energía muy densa enciende un incienso y pásalo por todo el lugar, mejor si lo haces en el sentido contrario a las manecillas del reloj.
  • Para limpiar cualquier cristal o joya sólo debes ponerlo encima del incienso y visualizar que el humo se lleva toda la energía residual o estancada.
  • Pon tres inciensos en el centro de una habitación para centrar la energía, esto es muy útil si quieres hacer una meditación en grupo.
  • El incienso sirve para llamar la energía del fuego y del aire pero primero tienes que sentar la intención sobre cual de las dos quieres llamar o si lo quieres hacer en conjunto.
  • Si necesitas conectar con el mundo de las ideas puedes encender un incienso en tu lugar de trabajo o donde vayas a escribir algo, eso te ayudará a atraer una energía más creativa.
Te puede interesar:  La magia está en todos lados

¿Sabes otros usos del incienso? ¿Cuál es tu favorito? ¡Házmelo saber en los comentarios!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *